La metralleta de Pablo Neruda

 

Porque el sol está pegado al cielo por toda
la eternidad:

 

Observando la realidad

Lograr hacer un poema
es como salir del planeta tierra,
¡Casi imposible!

La humanidad ha visto
salir algunos y no volver.
Pero allá están flotando
en las estrellas.

Escapar a la gravedad
y soñar despierto
en silencio,
nombrará tu destino
por siempre

 

 

Pensamientos de Neruda

No hay papeles
de luz que cuenten
una historia de ángeles.

Las sombras son más oscuras
en la oscuridad,
y lo negro
se confunde con el vacío

Miro profundamente
por los ojos
como una cámara cinematográfica
graba el paisaje de un valle
celestial.

¡Termino y bostezo!
Con mi pipa me despido
de mi querido
pueblo

 

 

 

Buscando tierra

El escritorio siempre esta desordenado
con muchas cosas, hago malabares
para encontrar las llaves
de la casa

Como un científico escucho
mis problemas que se esconden
en la sombra del edificio.

¡No quiero desaparecer más!
Agarré mi tesoro
y me lancé abajo
de la gravedad.

 

 

 

Neruda solo mata con su metralleta

Me encontré la metralleta de Pablo Neruda
en Isla Negra botada en la basura;
no tenía balas.

La agité lentamente para ver si
quedaba alguna bala en su interior,
pero no tenía nada de nada…

Entonces imaginé que disparaba inconcientemente
a la verdadera mentira. Mi subconciente trabajó
durante horas para poder matar.

No tengo nada más que balas invisibles
en mi cabeza de gánster internacional
a lo Al Capone(y el tráfico del whisky)
Empiezo a soñar despierto
gritando en silencio:

«Soy el mejor criminal de la ciudad de Santiago
de Chile”

 

 

 

Golpe de margen

Como una flecha que apunta hacia el suelo
me escondo bajo la superficie
Descendiendo y golpeando
todo como una guagua

¡Me veo de lejos! Y un hombre de estropajo
varado en la oscuridad sin nadie
a su alrededor.

Me conecto a una máquina de escribir
Y relleno libremente con esfuerzo
y desciendo superficialmente
otra vez.

Apoyándome en las teclas
como si un fantasma
en el interior
de mi oído/

Libero el corte perfecto
y cuelgo en la repisa
de la memoria
la época de la palabra
muerta

 

 

 

Cortando ataduras

Prolijo afeito
mi barba
con una máquina  eléctrica,
¡Y me descubro
la cara!

Me cepillo el pelo
y arreglo mi apariencia.
Tengo un rostro nuevo
Y las mujeres
me seducen sonriendo.

 

 

 

Mirándote

En el sillón sentado
miro por la ventana,
pienso y toco tus manos
mirando tu reflejo

De lado a lado miro
por la ventana
y mirando ¡Te veo te veo!

Estas en mis recuerdos
y no conozco
tu olor o despedida

Me mancho entre paredes
y cuelgo la mirada
una vez más
en la ventana.

 

 

 

Herencia intelectual

Pienso en la lámpara
y en su luz inmóvil,
como los ojos de mi maestra
tan fuertes y sensibles
¡Que cubre con un manto!
su rostro lloroso

La paciencia, como las paredes
de una habitación
atrapan al vacío,
y no lo dejan escapar.

El frío cubre su cuerpo
y quieta esperando
se desespera
por mis palabras.

 

 

 

 

 

: luishernanCARMONA


 

 

Hundido bajo del mar chileno

 

 

 

 

 

8 Comments

  1. «DE ESCOADOURO»

    Tenho,nas areias,à beira
    Mar…Umas pegadas
    Silenciosas pelo chão…
    Sagrado da memória.

    Lembranças rurais chegadas…Que demoram
    Quando não ficam!Vão e
    Voltam de mar à Lagoa!…

    Bailam!…Que vivem
    Faceiras!Por paixões só
    De Alma praieira!Sem
    Nem temer mau tempo!…

    Em quereres de sanga
    Funda,não seca,além das
    Mágoas;retruca chuvas nos olhos,correntes…

    Que subterrâneas,muito
    Alimentam!…O que ao Sol,a pele bronzeia!Afeto
    Afeto vê-se nas retinas…

    Que não acredita em fronteiras,deixa as pegadas em textos…Em
    Laço forte, que prenda!…
    Lô.

  2. Al entrar en un Foro de Poesía, el Soneto XXXIII de Pablo Neruda, estaba publicado como ejemplo de lo que no debe ser un soneto.

    Soneto XXXIII
    Pablo Neruda

    Amor, ahora nos vamos a la casa
    donde la enredadera sube por las escalas:
    antes que llegues tú llegó a tu dormitorio
    el verano desnudo con pies de madreselva.

    Nuestros besos errantes recorrieron el mundo:
    Armenia, espesa gota de miel desenterrada,
    Ceylán, paloma verde, y el Yang Tsé separando
    con antigua paciencia los días de las noches.

    Y ahora, bienamada, por el mar crepitante
    volvemos como dos aves ciegas al muro,
    al nido de la lejana primavera,

    porque el amor no puede volar sin detenerse:
    al muro o a las piedras del mar van nuestras vidas,
    a nuestro territorio regresaron los besos.

    *
    Ante esta situación irrespetuosa, y en vista de que
    nuestro maestro, (ya no está con nosotros); decidí
    corregirlo.

    Endecasílabos (11 sílabas)
    Soneto XXXIII
    Autor: Pablo Neruda
    Corrector: Scorpium

    Amor, ahora vamos a la casa,
    ahí, donde la enredadera sube
    antes que llegues, llegó como nube
    el verano desnudo, hasta tu casa.

    Nuestros besos errantes con la raza,
    Armenia, espesa miel pero sin talas;
    Ceylán, y también Yang Tsé con sus palas
    en los días y las noches en casa.

    A volar por el mar tan crepitante,
    como dos aves ciegas hasta el muro;
    hasta nuestro nido en la primavera,

    el amor no vuela y, en un instante
    como piedras nuestras vidas al muro,
    ya regresan de la misma manera.

    *
    Ya que, estaba atrapado con la corrección, decidí
    crear una versión de este soneto con versos
    alejandrinos (14 sílabas).

    Soneto Alejandrino en homenaje al Soneto XXXIII
    de Pablo Neruda.

    Soneto XXXIII
    Scorpium

    Amor, ahora nos vamos hasta nuestra casa
    ahí, donde la enredadera ya sube escalas;
    antes que llegues tú, ya llegó ahí con sus alas
    el verano desnudo, ya nos espera en casa.

    Nuestros besos siempre van errantes con la raza
    armenia, espesa gota de miel pero sin talas;
    ceylán, paloma verde, y el Yang Tsé con sus palas
    separando los días de las noches en casa.

    Y ahora bien amada, por el mar crepitante
    volvemos como dos aves ciegas hasta el muro,
    a nuestro nido de la lejana primavera,

    porque el amor no puede volar y en un instante
    ir como piedras del mar nuestras vidas es duro,
    regresarán los besos de la misma manera.

    Autor: Scorpium/Andrés Rivadeneira Toledo
    Ecuador “En la mitad y para todo el mundo”
    Copyright® Todos los derechos reservados

  3. …Pasaba por aquí,.. y me encontré con un oasis literario entre tanta sequía creativa y palabra deforestada…algunos tenemos suerte.

Deja un comentario